Sólo te conviene un Plan de Pensiones en estos 5 casos

Sólo te conviene un Plan de Pensiones en estos 5 casos

Los Planes de Pensiones son quizás de los vehículos financieros con más mala fama que tenemos actualmente. Hasta hace poco la oferta que existía era proporcionada por los bancos que cobraban grandes comisiones y que ofrecían muy poca rentabilidad.

No son vehículos populares tampoco debido a su baja liquidez. Sin embargo pueden ser un instrumento financiero que bien utilizado puede ser un compañero ideal en tu estrategia de ahorro e inversión para tu jubilación.

Para saber si te conviene un Plan de Pensiones debes tener en cuenta estos 5 puntos:

  1. Desgravación fiscal
  2. La diversificación fiscal como protección
  3. Tener un plan de rescate
  4. Un Plan de Pensiones rentable
  5. Maximizando las aportaciones

Pero antes de nada vamos a ver qué es un Plan de Pensiones y cómo funciona

¿Qué es un Plan de Pensiones?

El Plan de Pensiones es un Plan de ahorro-inversión cuyo objetivo es ayudarte a ahorrar para la jubilación y pueda complementar tu pensión pública.

Lo que caracteriza este producto es que tiene unas ventajas fiscales con respecto a otros productos, ya que te permite desgravarte por tus aportaciones (aunque existe un límite máximo de aportaciones anual).

También caracteriza a este producto su baja liquidez ya que no puedes sacar el dinero aportado en el Plan de Pensiones excepto en los siguientes casos:

  • En caso de jubilación
  • Tras 10 años desde la primera aportación (a partir del 2025)
  • En caso de paro de larga duración
  • Enfermedad grave
  • Incapacidad laboral
  • Muerte del partícipe

Para algunos esa falta de liquidez no es un problema ya que les «obliga» a ahorrar y no se sienten tentados a rescatar el dinero aportado; para otros es un factor negativo a tener en cuenta

En cuanto al rescate del Plan de Pensiones, hay que decir que aunque nos hemos ahorrado los impuestos durante el periodo de las aportaciones, tendremos que tributar en el rescate.

Además tributarán igual que lo hace el salario. Esto hace que la manera más eficiente de rescatarlo sea en forma de rentas, ya que si lo rescatamos en forma de capital, mucho de nuestros ahorros se irá en impuestos.

Básicamente al aportar al Plan de Pensiones, hemos retrasado el pago de impuestos hasta que lo rescatemos. ¡Tributaremos por la cantidad aportada y por las ganancias! Esto lo diferencia de otros productos como los fondos de inversión en el que solo se tributa por las ganancias recibidas y con un porcentaje fijo (del 19% al 27% de las ganancias respectivamente).

Algo más a tener en cuenta es que al ser vehículos de ahorro-inversión, tienen un cierto riesgo (dependiendo el que se elija, tendrán un mayor o menor riesgo) y por lo tanto la rentabilidad no está garantizada.

A diferencia de otros productos financieros, el Plan de Pensiones no forma parte de la masa hereditaria, es decir, que el partícipe puede designar quien heredará el Plan en caso de fallecimiento sin importar quién o quienes formen parte de la masa hereditaria.

Además en caso de que los herederos no rescaten el Plan de Pensiones no pagarán impuestos de ningún tipo. Únicamente pagarán impuestos cuando rescaten el Plan.

Al igual que con los fondos de inversión, podemos elegir el Plan de Pensiones que queramos y si un día queremos cambiar a otro, podemos hacerlo pasar por Hacienda lo cual es ventajoso.

En resumen estas son las ventajas y desventajas del Plan de Pensiones:

Ventajas

Desventajas

Una vez que ya hemos visto que son los Planes de Pensiones, vamos a ver cuándo te conviene utilizar este producto financiero.

1- Desgravación fiscal

Este punto es el mayor atractivo de los Planes de Pensiones. Digamos que si tus ingresos anuales son de 30.000€ y has aportado 8.000€ a tu plan de pensiones, para Hacienda es como si hubieses ingresado 22.000€.

Esto tiene sus implicaciones ya que a la hora de realizar la Declaración de la Renta, ya que la desgravación puede hacer que estés en un tipo marginal inferior al que estarías sin haber aportado nada al Plan de Pensiones.

 

Con un Plan de Pensiones puedes ahorrar más de 3.000€ en impuestos

Para entender esto, primero hay que ver como funciona el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas. En la siguiente tabla podrás ver cuánto son los tramos del IRPF:

 

Base ImponibleTipo a aplicar
Desde 0,00 € hasta 12.450 €19%
Desde 12.450 € hasta 20.200 €24%
Desde 20.200 € hasta 35.200 €30%
Desde 35.200 € hasta 60.000 €37%
Desde 60.000 € a 300.000 €45%
A partir de 300.000 €47%
Tramos IRPF 2021

¿Significa eso que si mis ingresos son mayores de 20.200 € me van a retener el 30% de mis ingresos? No. Son porcentajes que se aplican de forma progresiva.

En el caso de alguien cuya base imponible, es decir la suma total de todos los ingresos como el salario, rentas, etc. (en el caso se ser salario bruto hay que restarle lo que se paga de Seguridad Social) sean 30.000 € anuales, significa que los primeros 12.450 € tributarán al 19%, los siguientes hasta 20.200 € tributarán al 24% y el resto hasta 30.000 € tributarán al 30%. Siendo la suma un total de 7.165,50 € en impuestos.

Lo que ocurre es que si de esos 30.000 € hubiese aportado 8.000 € al Plan de Pensiones, para Hacienda es como sí hubiese ingresado 22.000 €, lo cual implicaría pagar 4.765,50 € en impuestos o lo que es lo mismo, ahorrarse 2400 €.

En caso de que tu tipo marginal estuviese en el 45 % y aportases 8.000 € a tu Plan de Pensiones, te ahorrarías 3.600 €.

Para saber cuánto te puedes ahorrar en la siguiente Declaración e la Renta, más adelante te he preparado un calculadora donde podrás echar cuentas.

 

No puedes aportar al Plan de Pensiones todo el dinero que quieras

Así es. No puedes desgravarte de tu base imponible todo el dinero que quieras. De otra manera los más pudientes nunca pagarían impuestos. De hecho esta es una de las razones por las que se ha criticado mucho a este instrumento financiero diciendo que es «para los ricos» ya que son los más beneficiados fiscalmente.

Es algo bastante alejado de la realidad. Hasta finales de 2020 se pueden aportar hasta 8.000 € al Plan de Pensiones para desgravar. En el 2021 sin embargo esa cantidad se ha reducido a solo 2.000 € para los Planes de Pensiones individuales. Eso quiere decir que en caso que alguien que tenga una base imponible de 30.000 € se ahorrará 600 € en impuestos.

Sin embargo, en caso de ser Planes de Pensiones de empresa, la cantidad ha aumentado de 8.000 € anuales a los 10.000 €.

Esto debe tenerse en cuenta ya que si bien la desgravación fiscal se ha reducido, se sigue pudiendo desgravar y dependiendo cual sea tu caso, cualquier desgravación puede suponerte una ventaja tu Declaración de la Renta. Menos es nada.

A la hora de decidir si abrirte un Plan de Pensiones o no, mira el horizonte de cuántos años te quedan para jubilarte ya que el utilizar únicamente el Plan de Pensiones como medio de ahorro/inversión no sea lo más eficiente.

Complementar el Plan de Pensiones con otras inversiones como los fondos de inversión o rentas, te saldrá más a cuenta.

2- La diversificación fiscal cómo protección

Siempre ha existido un gran debate entre cual de los dos productos es mejor: Planes de Pensiones o Fondos de inversión. Existen argumentos muy sólidos en ambas partes del espectro y la realidad es que depende de tus circunstancias, tus objetivos y preferencias.

Vivimos en unos tiempos en los que las pensiones públicas peligran y muchos no albergamos esperanza de cobrar una pensión pública cuando nos jubilemos (o si lo hacemos no será ni de lejos en los niveles actuales). Es por eso que el ahorro y la inversión privada es tan importante.

Debido a esto, es probable que la legislación varíe de aquí a 20, 30 o 40 años vista y en caso de variar pienso que será para favorecer el ahorro privado como los planes de pensiones.

Y ya sea que varíe a favor de los mismos o no, diversificar fiscalmente tus inversiones te permite estar en mejor posición a la hora de rescatarlos. Podrás escoger la mejor opción de rescate para evitar que una buena parte de tus ahorros e inversiones se vaya en impuestos.

De esta manera ¿por qué no tener lo mejor de los dos mundos, tanto de los fondos de inversión como de los Planes de Pensiones?. Los fondos de inversión nos pueden dar la liquidez que los Planes no ofrecen y los Planes pueden darnos unas ventajas fiscales que permiten agrandar nuestro patrimonio

Calcula cuánto puedes ahorrarte en tu Declaración de la Renta con esta calculadora:

Te podrías ahorrar...
0 €

La calculadora solo tiene en cuenta la desgravación fiscal en base a las aportaciones al Plan de Pensiones.

Sin embargo, las aportaciones al Plan de Pensiones desgravan de tu base imponible como máximo la menor de las siguientes cantidades:
  • 30% de los rendimientos netos del trabajo (y otras actividades económicas)
  • Lo aportado al Plan de Pensiones (hasta 2.000 € en Planes de Pensiones individuales y 10.000 € en Planes de Pensiones de empresa.)

3- Ten un buen plan de rescate

Este punto es el más delicado del Plan de Pensiones ya que podemos aprovecharlo al máximo o por el contrario, perdemos la gran parte de nuestros ahorros en impuestos.

 

El escenario ideal para rescatar un Plan de Pensiones

Para decidir si te conviene un Plan de Pensiones hay tres posibles escenarios que debes tener en cuenta desde hoy a cuando vayas a retirar el dinero:

  • Tus ingresos actuales (salario, rentas, etc.) son superiores que en el momento del rescate: Este es el escenario ideal, ya que en el momento de las aportaciones nos desgravaríamos lo máximo posible y en el momento de jubilarnos podremos rescatar mayor capital del Plan de Pensiones.

    Por ejemplo en caso de paro de larga duración, enfermedad o incluso si en el momento de jubilarnos, cobramos una pensión baja (ya sea porque hayamos cotizado por lo mínimo, porque se reducen las pensiones públicas, etc.), aquí es donde puede tener mayor sentido un Plan de Pensiones.

  • Tus ingresos actuales (salario, rentas, etc.) son parecidos que en el momento del rescate: Este escenario no es tan favorable como el anterior ya que al final lo que nos ahorramos en impuestos en las aportaciones, lo pagaremos en el rescate.

    También es cierto que lo que nos hemos ahorrado en impuestos, si lo reinvertimos, gracias al poder del interés compuesto, habremos multiplicado esas aportaciones exponencialmente. De manera que puede incluso seguir saliendo a cuenta tener un Plan de Pensiones.

  • Tus ingresos actuales (salario, rentas, etc.) son inferiores que en el momento del rescate: Este es el escenario menos favorable ya que a la hora de rescatar el Plan de Pensiones, al tener ingresos superiores, pagaremos más en impuestos.

    En una situación así, en lo personal quizá no necesitemos el Plan de Pensiones ya que nuestras rentas son suficientemente altas para vivir cómodamente y quizá queramos dejárselo a alguien en herencia.

Existen 4 maneras de rescatar un Plan de Pensiones

Para que puedas planificar la retirada de Plan de Pensiones, debes saber las diferentes formas de rescatarlo. Actualmente existen 4 maneras de rescatar un Plan de Pensiones:

  • Rescate en forma de capital: Esto es rescatar todo el Plan de golpe. Esta forma es la menos recomendable ya que puede hacer que subas en los tramos del IRPF y pagues más impuestos.

    Aquellos que tengan un Plan de Pensiones antiguo, que hallan hecho aportaciones antes del 2006, pueden beneficiarse de unas bonificaciones fiscales. Las aportaciones realizadas hasta el 31 de Diciembre del 2006, se les aplica una reducción del 40%. Las aportaciones posteriores no se verán beneficiadas de esto.

    Puede ser recomendable en el caso en el que tu Plan de Pensiones sea pequeño y que a la hora de rescatarlo no te afecte en la Declaración de la Renta. Como todo, tendrás que echar cálculos y ver si te sale a cuenta.

  • Rescate en forma de renta: Es un rescate en forma parcial con la periodicidad que elijamos (cada mes, cada 3 meses, etc.). Es una forma de complementar la pensión pública y la más eficiente fiscalmente ya que si se calcula bien podremos disfrutar de una buena jubilación pagando menos impuestos.
  • Rescate mixto: Como su nombre indica, es un rescate mixto entre capital y en forma de renta. De nuevo, echando buenos cálculos puede salirnos a cuenta, siendo lo más eficaces fiscalmente y además disfrutando de una buena jubilación.
  • Rescate en forma de renta vitalicia: Este es el menos común. Para hacer esto se tramitaría con una aseguradora. La ventaja que ofrece es que nos permite disfrutar del Plan de Pensiones sin preocuparnos de que nuestros ahorros desaparezcan mientras vivamos.

    En cuanto a las cantidades y la forma dependerá de los criterios que establezca la aseguradora (edad, tipo del Plan de Pensiones, tipos de interés, etc.).

    Si quieres saber más sobre las rentas vitalicias, sus ventajas, inconvenientes y todo lo relacionado con las mismas, he escrito este artículo dedicado a ello.

El mayor temor de cualquier inversor pensando en la jubilación, es que nos podamos quedar sin dinero durante ese periodo de tiempo. Es por eso que es tan importante que tengas en cuenta los diferentes instrumentos de ahorro e inversión que pueden ayudarte a prepararte para la jubilación.

Esta lista de artículos que he escrito podrán ayudarte:

4- Un Plan de Pensiones rentable

Este ha sido uno de los talones de Aquiles de los Planes de Pensiones. Durante años, eran y son ofertados por los bancos que forman el oligopolio bancario español ofreciendo muy poca rentabilidad y cobrando grandes comisiones (por ley está establecido que el máximo es un 2%) que devoran la poca rentabilidad que dan.

Muchas de esas comisiones vienen debido a los grandes costes de la banca tradicional en pagar los costes de personal y las sedes que tienen.

Los fondos que forman parte de esos Planes de Pensiones eran gestionados de «forma activa» por los bancos y no han dado grandes rentabilidades. De hecho no han llegado a batir el índice.

Indexa Capital hizo un estudio en el que comparó la rentabilidad media anual los Planes de Pensiones de los principales bancos y este es el resultado:

 

 

Estudio de Rentabilidad anual media por categoría y gestora de Indexa Capital

 

Cómo se puede ver en el gráfico, no llegan a batir el propio índice de mercado o benchmark. De hecho está demostrado que el 96% de los fondos de inversión de gestión activa no baten al mercado. ¿Crees que los fondos de los planes de pensiones de la banca tradicional están en ese 4%? En mi opinión, puedo decir con confianza que no es el caso.

A diferencia de los fondos/planes de pensiones gestionados de manera activa, existen los fondos de gestión pasiva o fondos indexados. Esos fondos (color azul claro) son aquellos que como su nombre indica, no son gestionados activamente.

Es decir, el gestor no se dedica a comprar y vender activamente buscando rentabilidad y equivocándose en el proceso. Sino que más bien, estos fondos replican el índice del mercado. De esta manera obtendrás siempre la rentabilidad que ofrezca mercado.

Estos fondos no eran ofertados por los bancos porque como no son gestionados activamente, no ganaban en las comisiones (las comisiones son menores al 1%). Es por eso que no los ofertaban o si lo hacían te decían que tienes que invertir grandes cantidades de dinero para acceder a ellos.

Gracias a los avances tecnológicos y la digitalización, están entrando en el mercado, gestores y bancos que no necesitan de sedes físicas y no tienen grandes costes que les obligan a cobrar grandes comisiones.

Estos nuevos gestores si que están dispuestos a ofrecer lo que otros no hacen y ahora tenemos acceso a ese tipo de fondos y Planes de Pensiones.

En mi opinión son los que realmente merecen la pena. Sin embargo, eres tú el que debes investigar y ver qué es lo que más te conviene. Si quieres saber más sobre los fondos indexados, en este artículo te explico más a fondo en qué consisten y como acceder a ellos.

5- Maximiza las aportaciones

Si estás pensando en ahorrarte la desgravación fiscal para irte de vacaciones, te recomendaría que lo pensaras dos veces.

El verdadero potencial del Plan de Pensiones con respecto a los fondos de inversión, radica en reinvertir lo que te desgravas y así aumentar tu patrimonio gracias al interés compuesto.

Piensa que la reinversión de esos 1.000 € de desgravación anuales en 30 años, con 30.000 € de aportación que a 7% anual son 108.685,30 €. ¿No está nada mal verdad?. ¡Y eso solo reinvirtiendo lo que te desgravas!

Invirtiendo lo máximo que te permite la ley anualmente, es la mejor manera de aprovechar este vehículo de inversión.

Si tienes un Plan de Pensiones de empresa tienes una mayor ventaja para invertir que en un Plan de Pensiones individual ya que el límite máximo de aportaciones es 5 veces superior.

¿A quién le conviene más un Plan de Pensiones?

Es importante que al tomar estas decisiones, hagas tus propios cálculos e investigues para ver si en tus circunstancias este vehículo puede resultarte de ayuda. Puede que no sea así y que otros te convengan más.

Como resumen de todo lo dicho hasta ahora, en el siguiente cuadro verás a groso modo a quién puede convenirle o no esté vehículo de inversión:

Un Plan de Pensiones le resulta más favorable

Un Plan de Pensiones le resulta menos favorable

Conclusión

Sea que ahora mismo te convenga tener un Plan de Pensiones o no, lo más importante es que conozcas bien este producto.

Cuanto mejor conozcas las herramientas de ahorro e inversión que existen, estarás mejor preparado para tomar las decisiones financieras adecuadas que te ayudarán alcanzar tus objetivos.

Espero que te haya resultado de ayuda y feliz inversión 😉

 

¿Te ha gustado el post? Entonces te encantarán mis emails
Únete a la comunidad para recibir las últimas novedades

Mi objetivo es aportarte valor y ayudarte en tu camino hacia la autosuficiencia y libertad financiera.

Información básica sobre protección de datos:
Responsable: Vida Plena y Productiva. Finalidad: Gestionar y enviar información de boletines y promociones a través de correo electrónico. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: No se cederán a terceros salvo obligación legal. Derechos: Puedes ejercitar en cualquier momento tus derechos de acceso, rectificación, supresión, oposición y demás derechos legalmente establecidos a través del siguiente e-mail: [email protected] Información adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos aquí.